15 de abril de 2013

Hacen falta saber muchas cosas antes de saltar.


Hoy he vuelto al colchón del crimen.
No sé si de uno especial o de veinte diferentes, 
pero sí uno de los que no sobran. 
Entonces me he puesto a escribir esto, 
y me he dado cuenta que me jode bastante,
porque significa que de vez en cuando, 
también me haces falta. 
      -Y ya sabéis que no echar de más siempre jode.
Hace falta saber el grado de amor que hay en los besos a oscuras. 
Hace falta saber el nivel de realidad que esconde tu reloj. 
Ya sabes, 
los motivos a medias, 
los ojos vacíos, 
o las palabras que demuestran, pero no confiesan.
  Hoy he vuelto al colchón del crimen.
A tus manos despertándome,
a tu aliento suspirado en mi nuca y
a tu razón enredada en mi garganta.
No sé si es uno especial o sólo otro diferente, 
pero empezaré a besarte menos y a creerte más cuando sepa que,
creerte es confiar que creo que crees en mí.



-mientras, sigue cometiendo crímenes para no dejarnos matar.

6 comentarios :

bé. dijo...

A veces si piensas demasiado no saltas.
Me encanta como escribes.
Un beso.

eLi dijo...

Increible! Hacia demasiado que no me pasaba por aquí.
Espero que estés bien :)
Un beso guapa!

Natalia dijo...

ME ENCANTOOOOOO ESTE TEXTO

Marta dijo...

Te sigo desde hace unos meses, y eres genial, me encanta tu forma de escribir

www.martasolohayuna.blogspot.com

Ana Lorenzo dijo...

un post genial!!
http://esoaloquellamanlocura.blogspot.com.es/

Helen dijo...

me encantaa tuu bloog ;) t pasas por el mio y le echas un vistazo ?? besitos deesde lifelikesacinderella.blogspot.com.es

Entradas